El nuevo partido del presidente ucraniano Zelensky gana elecciones parlamentarias

por Jason Melanovski
26 julio 2019

El recién creado partido Servidor del Pueblo del presidente electo Volodymyr Zelensky ganó una abrumadora victoria en las elecciones parlamentarias de Ucrania el domingo. El partido obtuvo el 43 por ciento de los votos y 253 de los 450 escaños en la Rada Suprema (Parlamento) de Ucrania. La victoria es la primera vez que un partido político tiene una mayoría absoluta en el Parlamento de Ucrania desde la disolución de la Unión Soviética en 1991. Zelensky ahora recibirá poderes políticos sin precedentes como presidente.

Las elecciones anticipadas habían sido convocadas, en un movimiento autoritario por parte de Zelensky en su discurso de inauguración, luego de su abrumadora victoria en abril pasado contra el odiado expresidente Petro Poroshenko, quien sido llegó al poder con el golpe de estado de extrema derecha respaldado por el imperialista en Kiev en febrero 2014.

Los partidos del expresidente Poroshenko ("Solidaridad Europea"), que había ganado la mayoría en las elecciones parlamentarias anteriores en 2015, y la ex primera ministra Yulia Tymoshenko ("Partido de la Patria de Ucrania") recibieron el 8 por ciento de voto to y 25 escaños en el parlamento cada uno.

La Plataforma de la Oposición, el partido Por La Vida, terminó segundo con el 13 por ciento de los votos y 44 escaños. Este partido, cuyo liderazgo mantiene lazos con el Kremlin y favorece el fin de la guerra en el este de Ucrania y el restablecimiento de los lazos sociales y económicos pacíficos con Rusia, ahora será el partido de oposición en el parlamento, ya que Zelensky se ha comprometido a nunca formar una coalición con el partido por su postura hacia Rusia.

Esta postura expone aún más el hecho de que Zelensky se está inclinando ante las demandas de los nacionalistas ucranianos y el gobierno de los Estados Unidos, que se niegan a aceptar cualquier acuerdo negociado con los separatistas en la región de Donbass del país. A pesar de su retórica durante la campaña presidencial que indica posibles negociaciones con el presidente ruso Vladimir Putin, Zelensky desde que asumió el cargo se unió a la campaña contra Rusia de Occidente y de su predecesor.

Ahora, los informes sugieren que Zelensky probablemente buscará formar una coalición con otro partido de reciente creación, Golos (Voz), que también está dirigido por un popular artista, Svyatoslav Vakarchuk, de la banda ucraniana de rock pop Okean Elzy. El partido obtuvo solo el 6 por ciento de los votos y 20 escaños, principalmente en el oeste de Ucrania, pero permitiría a Zelensky obtener apoyo entre la clase media y media alta de esa región, así como entre los nacionalistas ucranianos de derecha, que estaban totalmente cerrados. Fuera del Parlamento en las elecciones del domingo.

Zelensky incluso invitó a Vakarchuk a discutir la posición del primer ministro, aludiendo a la posibilidad de que las dos cargos políticos más importantes de Ucrania puedan ser ocupadas por un comediante y una estrella del pop.

Vakarchuk tiene una historia política mucho más extensa que Zelensky, lo que demuestra sus estrechos vínculos con la sección prooccidental de la oligarquía ucraniana.

Era una figura prominente en la "Revolución Naranja" respaldada por Estados Unidos en Ucrania en el 2004, y apoyó al expresidente Viktor Yushchenko, respaldado por Occidente, y luego sirvió en el Parlamento como miembro del partido de Yushchenko. Más tarde, apoyó el golpe de estado respaldado por la extrema derecha de Ucrania contra el presidente electo Viktor Yanukovych en 2014. En 2015, Vakarchuk participó en un programa de becas internacionales en la Universidad de Yale y en 2018 fue a la Universidad de Stanford como profesor invitado. Vakarchuk tiene puntos de vista de "mercado libre" incluso más inclinados hacia la derecha que Zelensky, y apoya la entrada del país tanto en la UE como en la OTAN.

Los 47 escaños restantes serán ocupados por candidatos independientes y miembros de otros partidos menores. Se prohibió que el Partido Comunista de Ucrania se postulara en las elecciones debido a las leyes de "comunalización" de derecha que se aprobaron en Poroshenko en 2015.

Si bien tanto la prensa ucraniana como la occidental han hecho mucho por la "impresionante" rotación de los miembros electos del gobierno ucraniano, los resultados son, de hecho, síntomas de una crisis política en la que hay poca o ninguna confianza o fe en las instituciones del estado ucraniano dentro de la clase obrera ucraniana.

Todos los partidos ahora en el Parlamento, incluido el partido Sirviente del Pueblo de Zelensky, carecen de un programa político claro y están respaldados financieramente por oligarcas multimillonarios o grupos de líderes de ONG con respaldo occidental como el Golos de Vakarchuk. El propio Zelensky mantiene estrechos vínculos con el oligarca Ihor Kolomoisky, que durante mucho tiempo ha desempeñado un papel central en la política ucraniana.

Ninguno de los candidatos dentro del partido de Zelensky ha ocupado previamente escaños parlamentarios. De los 450 escaños en el parlamento recién reunido, un total de 323 escaños serán ocupados por diputados completamente nuevos. Al igual que Zelensky, quien no tenía historia política antes de su gran victoria sobre Poroshenko en abril, muchos de los miembros de su nuevo partido tampoco tienen experiencia política.

Se basan, en su mayor parte, en las clases media y media alta de Ucrania que apoyaron el movimiento Maidan de 2013-2014, que culminó en el golpe de Estado respaldado por Occidente en febrero de 2014. Están integrados por "activistas, empresarios, abogados”,

así como artistas y celebridades como Zelensky, según el Financial Times.

Ahora serán "educados" por la Escuela de Economía de Kiev, según Bloomberg News, y trabajarán para implementar las políticas de libre mercado, proUE, proOTAN y las políticas "anticorrupción" que Zelensky implementó.

Los informes también sugieren que muchos de los asesores cercanos de Zelensky y futuros miembros del gabinete serán figuras de administraciones anteriores con estrechos vínculos con la clase oligárquica del país y los gobiernos imperialistas.

El martes, Zelensky anunció que Ruslan Demchenko actuará como su asesor presidencial. Demchenko, uno de los políticos más experimentados de la oligarquía de la Ucrania postsoviética, se desempeñó anteriormente como asesor de Poroshenko y también trabajó en las administraciones de la presidencia de derecha Viktor Yushchenko (2005-2010), y la presidencia de Leonid Kuchma (1994-1998). Inmediatamente después de la restauración del capitalismo, de 1992 a 1994, se había desempeñado como embajador de Ucrania en los Estados Unidos.

En cuanto al posible primer ministro, aunque Zelensky ha sugerido que Vakarchuk podría servir en la posición, también ha declarado que quiere "un gurú de la economía respetado en Occidente, no un político", que puede apuntar a la designación del exministro de Economía, Aivaras Abromavicius.

Durante su tiempo en el régimen de Poroshenko, Abromavicius favoreció la venta rápida de la industria estatal de Ucrania que queda para pagar la deuda masiva del FMI del país y frenar la rápida caída de la moneda de Ucrania. El grupo de expertos del Consejo Atlántico con sede en Washington, DC, declaró que "la elección de Abromavicius sería una señal para los inversores, los gobiernos occidentales y los ucranianos de que Zelensky es serio en cuanto a cambiar a Ucrania".

(Publicado originalmente en inglés el 24 de julio de 2019)